Reseña: El navegante de la eternidad

Durante una tormentosa noche, unos guardias de la ciudad de Esmerail maltratan a un mendigo ebrio. Cuando piensan que este ha muerto, resucita de manera misteriosa, aniquilando violentamente a sus agresores. Diez años después, un sencillo agricultor llamado Máreck es herido mortalmente cuando su aldea es saqueada. Al despertar su mente se encuentra sumida en un extraño caos de recuerdos ajenos a él y a su mundo. No tardará en descubrir que su conciencia se ha fusionado con la del navegante: un ser perdido en el multiverso, ignorante de su origen y de su propia naturaleza, arrastrado por múltiples existencias que se terminan desvaneciendo de su memoria como en un sueño… hasta ahora, ya que al fusionarse con la mente de Máreck se ha producido una enigmática paradoja, que le hace tomar conciencia de sí mismo. Pronto se verá arrastrado a cambiar la Historia de su mundo, envuelto en una aventura épica a lo largo de la cual descubrirá su propia esencia, marcada por su propia dualidad moral, y por un amor capaz de trascender cualquier noción humana de tiempo. Una alegoría sobre la naturaleza ambivalente de la humanidad, sobre el avance de esta hacia el conocimiento, con todo el peligro que ello conlleva, y sobre el daño que las ideas absolutas y los fundamentalismos pueden causar.

Reseña 148. En esta ocasión reseñaré una novela de 2013, pero con una trama infinita en el tiempo, imperecedera.

Comencé a leer la novela sin saber que era lo que me iba a encontrar. Ni siquiera leí la sinopsis para llegar virgen a la lectura. Nada de ideas preconcebidas y muchas veces erróneas generadas por una imaginación desbordante que piensa unas cosas al leer una reseña y después sufre decepciones cuando lo que lee no se adapta a lo imaginado.

Así virgen cogí la novela y me impactó su comienzo con una buena escena de acción como presentación de lo que va a venir…, pero ¿es una novela de acción? Digamos que en un 50%. La acción no falta a lo largo de toda la novela, aunque no es una acción fría, sin razón de ser. “El navegante de la eternidad” oculta tras sus palabras una historia que hace pensar al lector y que le da la oportunidad de reflexionar sobre temas tan importantes como los fundamentalismos o la moral, pero sin que el lector se sienta atrapado.

El comienzo de la novela es algo duro por lo que se debe tener algo de paciencia para entrar en la trama. Una vez conseguido el lector puede disfrutar de una novela escrita con ganas y que no aburre, sobretodo por tener unos personajes originales y contar con una idea central llevada a buen puerto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.