Intercambio de palabras

Intercambio de palabras con Iván Gilabert

Conoce al autor

Las Palabras Descarriadas: Seguramente te gustan varios escritores, ¿puedes nombrar alguno?
Iván GIván Gilabert:
La verdad es que me gustan muchos escritores y de diferentes géneros. Actualmente leo mucho de escritores independientes, y cada vez me gustan más, hay escritores y escritoras realmente buenos. Pero, supongo que los que más me han influenciado a la hora de escribir han sido aquellos que he leído desde siempre, como Stephen King, Robin Cook, Michael Crichton, JJ. Benítez, Julio Verne…

LPD: Otra pregunta complicada: ¿puedes decirme tus tres novelas favoritas?
IG: Es muy difícil elegir solo tres. Te pondré cuatro que me marcaron de alguna manera especial: “Apocalipsis“, de King. “Caballo de Troya“, de Benítez. “El médico” de Noah Gordon y “De la Tierra a la Luna“, de Verne.

LPD: ¿Y alguna novela te ha decepcionado?
IG: Sí, ha habido muchas que no he podido acabar. Antes las acababa todas, sí o sí, por cabezón, pero llegó un día que dije basta. Leo un poco y si no me atrapa, la dejo. La última novela que leí entera, y que acabé sin ninguna gana, fue “Los pilares de la Tierra”. Ya sé que todo el mundo dice que es magnífica, pero yo me aburrí mucho con ella. Para gustos los colores.

LPD: ¿Qué has leído últimamente?
IG: Los últimos que he leído ha sido casi todo de autores indies como por ejemplo “El viejo teatro de la noche“, de Juanma Martín, “Memento Mori“, de Benjamín Ruíz, “Planeta Ki“, de Alberto Guerrero, “Karen” y “Senderos de Rock“, de Sebastián E. Luna, “Alerta Z: Renacer“, de Xevi Vila, “Los ojos de la muerte“, de Eba Martín. He leído, como no, también de autores publicados, como “Cenizas“, de J. de Dios Garduño, y “Akili“, de Kazuaki Takano. En estos momentos estoy leyendo “La voz del Tejo y el Candil Azul“, de Peter Olsen.

LPD: ¿Recuerdas la primera novela que leíste?

dav
Las primeras novelas de Iván

IG: No lo recuerdo bien, pero sí recuerdo que fue uno de estos dos, o “Las aventuras de Artur Gordon Pym“, de Poe, o “Un invierno entre los hielos“, de Verne. Aún conservo los dos libros con cariño.

 

LPD: ¿Cuáles son tus géneros literarios preferidos a la hora de escoger lectura?
IG: Me gusta, sobre todo, libros de ficción de temática apocalíptica. Da igual zombis, virus, pandemias, demonios, o lo que sea, pero que al final del libro haya habido tal escabechina que solo quede el lector.

LPD: ¿Eres capaz de explicar cómo te picó el gusanillo del escritor? ¿Cuántos años tenías?
IG: El gusanillo me picó tarde. La verdad es que no puedo decir que de pequeño soñara con ser escritor, sí recuerdo que hacía las redacciones en el cole sin problema, con ganas. Incluso algún cuento o cosas así que nos pedían. Pero todo llegó con una serie de lesiones en mi rodilla a finales del 2015, que hizo que estuviera de baja demasiado tiempo, tanto como para aburrirme de leer, de ver series, y de cualquier otra cosa, hasta que me dio por plasmar en una libreta cuatro pensamientos sin sentido, de la vida en general, de algunos misterios sin resolver, de algunos mitos de la historia del hombre, e intenté jugar a darle una explicación coherente, algo que más tarde se convertiría en una novela llamada “Atlantes”. Tenía 43 años.

LPD: Además de “Diario del viajero” has publicado “Atlantes” en 2016. ¿Tienes alguna otra olvidada en un cajón a la espera de salir a la luz?
IG: Tengo un par de ideas, bastante desarrolladas, y que están cogiendo polvo en un cajón. Son de ficción, por supuesto, pero de momento no acabo de cogerlas con ganas. Dejaremos que maduren un poco más, a ver qué sale de ellas en un tiempo.

LPD: ¿Cuáles son tus planes de futuro? ¿Tienes alguna obra en mente?
IG: Ahora mismo acabo de empezar una nueva historia que me atrae muchísimo. Tenía muchas ganas de escribir algo de aventuras, dentro del campo de la ficción, por supuesto, pero con un toque de búsqueda del tesoro a lo Indiana Jones, ambientada en algunos países que he visitado y que guardo en mi corazón con especial cariño como Egipto, Jordania e Israel. Añadiré también algunas escenas relacionadas con mi profesión, el submarinismo, que sé que atrae al público y que me hace mucha ilusión relatar, porque casi todo serán vivencias propias.

Conoce la obra: “Diario del viajero”

LPD: Comenzaré por el principio, ¿cómo fue le proceso de elegir el título?
IG:
La verdad es que el primer título que elegí fue “Virus Z”, pero me pareció demasiado del género zombi, y aunque sale algo, es poco para como ponerlo en el título. Al final de la novela, cuando ya estaba acabada y repasada, me di cuenta de que la parte más importante de esta historia era ese diario que tenía información vital, y el viajero que lo escribió. De ahí el título final.

LPD: ¿Cómo nació la idea de escribir “Diario del viajero“?
IG: Yo tenía claro que quería escribir novelas sobre dos campos que me entusiasman, los viajes en el tiempo y los zombis. Decidí empezar por escribir una historia de viajes en el tiempo, y cuando la acabé, noté que la novela quedaba pobre, con sentido, con una historia que contar, pero pobre. Un par de amigos que la leyeron me dijeron que se quedaban con ganas de seguir leyendo, les parecía muy poca chicha. Entonces decidí escribir una historia de zombis, que ya me rondaba por la cabeza, e intercalarla con los viajes en el tiempo. Fue difícil, pero al final lo conseguí.

diariodelviajeroLPD: “Diario del viajero” es una novela de ciencia-ficción postapocalíptica pero también preapocalíptica. ¿Fue complicado equilibrar los diferentes tiempos en los que trascurren las tramas? Nos encontramos momentos en que están en el pasado, otros en el presente y por último vemos el futuro.
IG: Sí, la verdad es que cuando empecé a escribir en diferentes tiempos, al principio me costaba bastante, me liaba y perdía más tiempo en repasar y corregir, que en escribir. Y más cuando al no ser mi profesión escribía cuando podía o cuando me dejaban un poco tranquilo, y volver a coger el hilo de la historia, varios días después, era muy complicado. Teniendo en cuenta, además, que cada escena que relata el futuro está escrita en primera persona y desde diferentes puntos de vista, lo que lo hace más complicado aún. Al final me hice un esquema gigante donde iba anotando cada escena, cada fecha, e incluso cada hora, del presente, del pasado y del futuro, y la iba tachando al escribirla, para no liarme y darle un hilo conductor creíble para el público.

dav
Esquema de Iván Gilabert
dav
Esquema de Iván Gilabert

LPD: ¿Sabes cuánto tiempo has tardado en tener la novela lista para su publicación?
IG: Pues no lo sé seguro, pero yo diría que poco más de un año, aproximadamente.

LPD: ¿Cambiarías alguna escena?
IG: Solo cambiaría la portada, mejor dicho, cambiaré en breve la portada.

LPD: ¿Te sientes identificado con algún personaje de “Diario del viajero“?
IG: Me siento un poco identificado con el personaje del viajero. No porque yo sea como él, no soy tan friki, pero sí que a veces me siento identificado con el único superviviente del apocalipsis de una novela o una película. Quién no se ha imaginado siendo Robert Neville y caminando solo por las calles desiertas de Nueva York. Yo al menos sí, cientos de veces, pensando en cómo te buscarías la vida para comer, para beber, para sobrevivir. En esta historia yo me puse en la piel del viajero, ese friki que se prepara para el fin del mundo antes de que llegue y que tiene una lista de cosas que él cree básicas y que, a su parecer, cualquier amante de lo apocalíptico debería tener en su casa, por si acaso.

LPD: Algunos escritores crean sus personajes basándose en personas de su entorno o basándose en personajes reales, ¿ha sido el caso en “Diario del viajero“?
IG: Aunque yo me puse en la piel del viajero para plasmar sus vivencias, la idea me la dio un viejo amigo del colegio, que después de muchos años sin vernos y hablando de este tipo de novelas, me dijo que él tenía en casa un “kit para abrir solo en caso de apocalipsis”, y que además se vendía así, con ese eslogan, en internet. Empecé a investigar y me quedé flipando de la cantidad de webs que venden kits, armas de fabricación casera e incluso bunkers para cuando lleguen los zombis, o cualquier otro apocalipsis.

LPD: No me puedo olvidar de la portada. ¿Me puedes explicar su elección?
IG: Pues la verdad es que al principio tenía una más impactante y más del género zeta, con virus y sangre, pero no quería dar la impresión de que solo era un libro de zombis. La portada que hice al final era más calmada, unas cuantas cruces y la puesta de sol de fondo, representando a la muerte y el final del día, o de una era. Pero como he dicho antes, no me convence, y creo que no llama suficientemente la atención del público, y actualmente estoy estudiando con una profesional una portada nueva y más acorde con el libro.

LPD: ¿Qué le dirías a un lector que duda si leer “Diario del viajero“?
IG: Si al lector le gusta la ficción, los viajes en el tiempo, la intriga o los zombis, le gustará esta novela. Le diría también que se lea las críticas que hay en Amazon. Me he quedado muy sorprendido de que todo el mundo ponga críticas tan buenas, ya no solo diciendo que les ha gustado el libro, sino explicando el por qué les ha gustado.

LPD: Para finalizar la entrevista, si piensas que me he olvidado de preguntar algo, ahora es tu momento. 
IG: Solo me gustaría añadir una cosa, a la gente que lea este libro, le pediría que lea la novela con calma, que lea entre líneas y que descubra que esta historia lleva incluida una crítica contra la forma de vivir y de actuar de la sociedad de hoy en día, en la que todos ponemos, a veces sin querer, nuestro granito de arena para que cada vez este planeta vaya a peor, y que este mundo sea cada vez menos habitable para nosotros, y muchísimo menos para nuestros nietos. Si esto no cambia y sigue así, más vale tener a mano la lista del viajero friki, con todos los pasos a seguir para sobrevivir en caso de apocalipsis, por si acaso. 😉

 

Anuncios

Un comentario sobre “Intercambio de palabras con Iván Gilabert

  1. Bonita entrevista y sinceras respuestas, esperamos con ganas ese nuevo libro que creo que sera como los hasta ahora entretenidos y amenos de principio a fin, mucha suerte Iván, y no dejes de plasmar en esos folios lo que verdaderamente te viene a la mente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s